El Canciller de Turquía le “agradeció” a Malcorra su postura sobre el Genocidio Armenio

(Agencia Prensa Armenia).- El ministro de Asuntos Exteriores turco, Mevlüt Çavuşoğlu, agradeció ayer a su par Susana Malcorra su postura sobre la cuestión armenia “que afecta a nuestras relaciones desde hace años” en una reunión realizada en el Palacio San Martín. “Recibimos con gran aprecio especialmente la postura del gobierno, del Ministerio de Exteriores y la ministra Susana Malcorra”, dijo Çavuşoğlu.

En declaraciones a TRT, la radio y televisión pública turca, Çavuşoğlu agregó que “el genocidio no es genérico, sino una expresión jurídica”, y que Malcorra conocía muy bien sus dimensiones por haber trabajado en las Naciones Unidas. “Recibimos con gran aprecio la postura de Argentina. No queremos que este asunto afecte a nuestras relaciones”, sostuvo.

La comunidad armenia había emitido un comunicado el día anterior en el que le pedían “a las autoridades responsables de la política exterior de nuestros países” que eviten “la adhesión a cualquiera de las múltiples manifestaciones del negacionismo y totalitarismo del Estado turco”.

“No solo Çavuşoğlu es el representante del Estado perpetrador del crimen de lesa humanidad, sino que su figura constituye el brazo ejecutor de la política negacionista que históricamente adoptó Turquía: como Canciller, Çavuşoğlu dedicó su trabajo a intimidar a cualquiera que reconozca o siquiera nombre el Genocidio Armenio”, dice el texto firmado por todas las instituciones de la comunidad armenia. El Estado argentino reconoció el Genocidio Armenio en 2007 a través de la Ley 26.199 y en 2011 con un fallo judicial.

La reunión, donde se firmó también un acuerdo de cooperación aduanera, se dio en el marco de una gira del diplomático turco por Argentina, Paraguay, República Dominicana y México. Además, hubo un encuentro posterior con la vicepresidenta Gabriela Michetti.

Según informó Çavuşoğlu, también le entregó a Malcorra una lista sobre organizaciones argentinas con vínculos con el Movimiento Gülen u “Organización Terrorista Fethullahista” (FETÖ) como la llama ahora el gobierno de Recep Tayyip Erdogan. Tanto el tema del Movimiento Gülen como las cuestiones referidas a la comunidad armenia fueron omitidas por la Cancillería argentina en su comunicado de prensa.

El movimiento inspirado en las enseñanzas de Fethullah Gülen es considerado por las autoridades de Turquía como terrorista y es acusado de haber organizado el último intento de golpe militar el año pasado, a partir del cual se desató una ola de persecuciones a periodistas, activistas y opositores en Turquía.

En Argentina, el Movimiento Gülen tiene su representación en la Fundación de Amistad Argentino Turca y las instituciones creadas en su entorno como el Colegio Hércules, el Centro de Diálogo Intercultural Alba y el Centro de Diálogo Interreligioso de la ciudad de Córdoba, además de otros vínculos económicos según se desprende de una investigación publicada en 2014 por Pablo Kendikian, autor del libro “Fethullah Gülen: La enigmática red política turca llega a la Argentina”.

Deja un comentario